Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso.         Más información         X Cerrar

    
Estás en:

Entrega de diplomas a los colegios participantes en el I Concurso de Microrrelatos de la Red de Juderías de España.

20-11-2018 | Información General

Diplomas concurso 1
Diplomas concurso 2Diplomas concurso 3Diplomas concurso 4Diplomas concurso 5Diplomas concurso 6Diplomas concurso 9Diplomas concurso 10

• El relato de Bruno Pérez Gárate del Colegio la Anunciata ha sido uno de los finalistas y aparece publicado en la edición que recoge los 25 mejores microrelatos presentados al concurso nacional.

• En el mismo participaron además de Bruno Pérez por la Anunciata, veinte alumnos del Colegio Compañía de María, uno del Colegio de La Anunciata y uno del colegio Elvira España.

 

El I Concurso de Microrrelatos, iniciativa de la Red de Juderías de España, ha estado dirigido a los jóvenes de hasta 12 años de los centros docentes de sus 18 ciudades de la Red que quisieran demostrar su talento literario.

Inspirado en las vivencias de Ana Frank, el relato con una extensión máxima de 350 palabras, debía estar basado en la descripción de una vivencia personal, real o ficticia, propia o en tercera persona relacionada con la vida de Ana Frank. A su vez, y tal y como se recogía en las beses del concurso, se debía fundamentar en “cómo leer y escribir sobre la realidad en la que vivimos, especialmente si es complicada, puede ayudar a uno mismo y a los demás a comprenderla mejor”.

Además de premiar a los tres finalistas con un viaje para visitar la casa de Ana Frank en Ámsterdam, las 25 primeras obras seleccionadas, entre las que se incluye la Bruno Pérez, aparecen en la publicación editada por la Red de Juderías de España y que se ha entregado hoy en el acto celebrado en el Ayuntamiento.

El concurso de microrrelatos nace estrechamente vinculado a la exposición y taller ‘Leer y escribir con Ana Frank’, un proyecto educativo y cultural promovido por la Red de Juderías de España y creado por la Fundación Ana Frank. Dicha exhibición tiene como objetivo sensibilizar y hacer reflexionar sobre el contexto histórico en el que vivió Ana Frank, y sus implicaciones en el mundo actual. A través de imágenes y material didáctico, también busca promover la lectura y la escritura entre los más jóvenes.

En el acto de entrega de los diplomas han estado presentes, José Ángel Andrés en representación del alcalde, los concejales Silvia Cepas (Educación) y Javier Gómez (Turismo) y representantes de los centros que han participado en el concurso: Charo Angós (Compañía de María), Begoña Martínez (Anunciata) y Mariví Pérez (Directora del Colegio Elvira España).

José Ángel Andrés ha agradecido la asistencia al acto y ha querido poner en valor “la tarea que estáis realizando por la educación en vuestros centros” y su satisfacción “por la estrecha colaboración de los centros educativos con este equipo de gobierno”.

Igualmente ha transmitido su felicitación a los 23 alumnos/as tudelanos que han participado y especialmente a Bruno Pérez cuyo texto “transmite una gran fuerza emotiva con expresiones que nos sobrecogen”. En relación al concurso, ha destacado su objetivo, “sensibilizar sobre el contexto histórico y sus implicaciones en nuestras vidas y reflexionar sobre la barbarie del nazismo,- y al mismo tiempo “promover la lectura y escritura entre los más jóvenes”. “Seguiremos apostando por la Educación – ha concluido Andrés- como palanca de transformación y como una de las mejores inversiones de futuro”.

El microrrelarto de Bruno Pérez Gárate “De fondo, Madrid” 

El acto ha terminado con la lectura , por parte de Bruno Pérez , de su microrrelato "De fondo, Madrid" que transcribimos textualmente: 

" -No… no… no… otra vez no…- decía adormilado sin conciencia en mis palabras- ¿Por qué otra vez?...

Estoy envuelto otra vez en la misma pesadilla que siempre. Una pesadilla cruel y terrible, como lo son estos tiempos aquí en Berlín, duros, pero reales. Me volvía a encontrar en mi habitación solo escuchando el silencio, lo normal después de los bombardeos, esperaba que llegara alguna noticia de Son, mi mejor amigo. En aquellos tiempos era muy común entre las familias de los comandantes el permitirse lujos como el teléfono y en mi casa no faltaban.

Me extrañaba que no hubiera llamado ya, Son era muy sociable no muy común en esta época porque no puedes fiarte de nadie. Inesperadamente se abrió la puerta de casa. Era mi padre que llegada de un “ataque con éxito” a Gran Bretaña presidida por el ministro Sir Winston Churchill. Llegaba con rostro serio, más de lo normal. Un silencio inquieto presidía la mesa, nunca le preguntaba acerca de su trabajo pero esta vez se le veía especialmente serio… Hasta que mi madre una vez terminada la cena se decidió por preguntarle a mi padre que sí, ¿todo bien? Mi padre se aseguró de que yo estuviera en la cama para responder. Me seguí preguntando que por que Son no habría llamado. Entonces mi padre contestó –Ha habido un nuevo despliegue contra los judíos…estoy prácticamente seguro de que la familia de Son no ha sobrevivido.-

Por suerte o por desgracia lo escuché.

Esa noche no dormí en casa, decidí fugarme. Fui corriendo hacia la casa de mi mejor amigo, o lo que quedaba de ella. Era todo ceniza ya que los nazis se encargaron de que no quedara nada. Entonces algo me tocó el hombro… ¡Era Son! No me lo podía creer, las lágrimas corrían por mis mejillas y su gesto aunque inexistente, profundo. Era el peor escenario que una persona podía tener para despedir a sus padres. Los dos sabíamos que tarde o temprano lo detendrían y se lo llevarían y decidimos huir.

En ese momento me desperté debido al “chaquetreo” del tren de mercancías. De fondo… Madrid.”.

volver

Compartir:

Copyright © 2018 · Ayuntamiento de Tudela

Plaza Vieja Nº1, 31500 Tudela (Navarra) · Tel. 948 417 100 · Tel. 010 (desde Tudela)

Mapa web · Aviso legal · Accesibilidad · Contacto · Versión móvil

subir